Juan José Garrido.jpg
Capilla de El Patriarca.jpg
Juan José Garrido 1.jpg

Celebración de las bodas de oro sacerdotales de Juan José Garrido Zaragozá

Juan José Garrido Zaragozá, rector del Real Colegio Seminario de Corpus Christi, celebró el 15 de julio de 2021 la eucaristía de acción de gracias por el 50 aniversario de su ordenación sacerdotal.

 

La Capilla del Patriarca se llenó de amigos y familiares que quisieron acompañar a nuestro rector en la conmemoración de sus bodas de oro sacerdotales. Entre los presentes estuvieron el obispo auxiliar de Valencia, monseñor Javier Salinas, y el arzobispo emérito de Zaragoza, monseñor Manuel Ureña

Más de 40 presbíteros concelebraron la misa. Junto a D. Juan José, estuvo su condiscípulo Mariano Soriano, que también ha celebrado este año los 50 años de ordenación sacerdotal, y el decano de la Facultad de Teología de Valencia, José Santiago Pons, que ha conmemorado el 25 aniversario desde su ordenación.

En su homilía, Juan José Garrido dio gracias a Dios por la vocación recibida y pidió para que sea fortalecido “hasta el final de mis días” el carisma que el Espíritu Santo le infundió en el momento de la ordenación. 

“Pido a Dios que cuando llegue mi momento final pueda hacer mías, con humildad y con verdad, estas palabras de san Pablo: he combatido este noble combate, he acabado la carrera, he mantenido la fe, el Señor ha estado a mi lado y me ha dado fuerzas para que, a través de mí, se proclame la Palabra y la oigan todos”, señaló Garrido.

Apuntó el rector que celebraba “con alegría” estos 50 años de ministerio, una celebración que quería hacer comunitaria “pues todos somos Iglesia”. Así, quiso compartir este día “con mi familia natural y con esa familia más amplia, con todas esas personas e instituciones que Dios ha puesto en mi camino de vida sacerdotal y que de muchas maneras me han ayudado a ser lo que hoy soy”.

En sus palabras no olvidó “en una tarde tan especial” en recurrir a la intercesión de san Juan de Ribera “pastor bueno de esta diócesis, modelo de vida arrastrada a favor del pueblo de Dios” que fundó el Colegio Seminario “para que la iglesia valentina tuviera sacerdotes santos”. Pidió para que el Patriarca “nos eche una mano para no se apague en nosotros el ardor de nuestro ministerio”.

Tras la eucaristía, el claustro del Real Colegio Seminario de Corpus Christi acogió un ágape para los asistentes a la celebración, una bonita manera que poner el punto y seguido a una trayectoria sacerdotal que alcanza los 50 años y que, como se observa en las imágenes, ha servido para crear multitud de lazos y amistades.

 

¡Enhorabuena Juan José!

Celebración bodas de oro sacerdotales.jpg